Día mundial de la eficiencia Energética

eficiencia energetica.png

“La eficiencia energética es un objetivo de largo alcance que se propone como fin último frenar el cambio climático; pero para conseguir esta máxima, debemos darnos una ruta de acción que fije cuales son las prioridades en el corto y mediano plazo, así como una estrategia que nos permita transformar las pautas de consumo y los esquemas de producción energética”, sostuvieron desde la dirección de Fohama Electromecánica SRL, a raíz de la celebración del Día Mundial de la Eficiencia Energética.

Hace casi dos décadas que el 5 de marzo se instauró como un día de reflexión y concientización sobre el uso racional que se le da a la energía, a partir de la Primera Conferencia Internacional de la Eficiencia Energética desarrollada en Austria en 1998. En ella, participaron expertos ambientales, representantes de compañías internacionales y autoridades gubernamentales de más de 50 países.  El propósito en ese momento fue impulsar la reducción del uso desmedido de combustibles fósiles y su remplazo por fuentes de energía renovable.

Este año, la celebración en la Argentina tuvo lugar el viernes 3 en la Facultad de Derecho de la Universidad de Buenos Aires (UBA), y estuvo organizada por la Subsecretaría de Ahorro y Eficiencia Energética del Ministerio de Energía y Minería, el Centro de Estudios de la Actividad Regulatoria Energética, el Centro Argentino de Ingenieros, el Comité Argentino del Consejo Mundial de la Energía y la Fundación Vida Silvestre.

Las autoridades de Fohama indicaron que “si bien la eficiencia energética es un principio universal y sólo puede efectivizarse plenamente si es conducida por los líderes mundiales; desde la Argentina tenemos la responsabilidad de acompañar este proceso”.

En este sentido afirmaron que “necesitamos seguir generando políticas de estado que impulsen la generación de energías limpias, para lo cual es fundamental la articulación entre el sector público y el privado. Para llevar adelante la enrome tarea de transformar la matriz energética del país, los sectores empresarios que tienen la capacidad de crear valor agregado y empleo nacional deben ser un actor clave; en tanto las grandes revoluciones productivas no pueden nutrirse de la mera importación, y para tener éxito deben ser protagonizadas por sus sociedades”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s